lunes, 7 de febrero de 2011

Enredados

Amó y yo nos fuimos ayer al cine. Al que se parece al de nuestra infancia, con una sola sala y palomitas sin sabor a plástico, donde se oye reírse a los críos y la gente aplaude al final de la película. Y para algo así, sólo cabe ver a Disney.
En general la sensación ha sido muy buena. Es entretenida, divertida, hace reír, tiene personajes con carisma y trae su cierta moraleja. 
Sí que reconozco que me gustan más las pelis de Disney que son de verdadero dibujo animado y que no tienen ordenador (ramalazo de mi infancia) pero esta no es futurista, ni muy artificiosa, y eso le da bastante encanto.

Photobucket


La protagonista es rubia pero no tonta, tiene una cierta personalidad que suele faltar a las heroínas de la factoría. El prota es divertido como el sólo, y hay un montón de pequeños personajes con muchísima magia, como Pascal el camaleón, Maximus el caballo o el viejo de la taberna. 
Echo de menos, eso sí, más carisma en la mala, que lo único que hace es recordar a Cher y no tiene ni una voz, ni un vestuario, ni siquiera una buena canción, como casi todos los malos a los que estamos acostumbrados. 
El final tiene un punto bastante modernillo y gratificante para la gente con mis intereses (hasta ahí puedo leer antes del spoiler)
Eso sí, se echa de menos alguna voz conocida (famosa, mejor dicho) en el doblaje, aunque la canción la interpreten Busta y Marta Sánchez. Al fin y al cabo, en la versión original teníamos doblanco a Mandy Moore y a Chuck.
Sea como sea, muy, muy recomendable. 

2 VALIENTES:

Inma dijo...

Hola!

Esta película me ha encantado, me ha recordado a los clásicos de Disney, me divertí mucho viéndola.

Un saludo.

Áncora dijo...

¿Verdad que sí? Muchas gracias por comentar y bienvenida!